Conectarse

Recuperar mi contraseña





































Amaranth
KHAcademy.:Magatsu World:.Foro RPG NarutoLeague of LegendsPhotobucket Bleach: Shadow Of Seireitei Foro RPG Naruto Foro de rol +18 - Historias originales - Hentai, Gore, y mucho mas

Revisión programada: 01/04/2015, si su banner fue borrado por error, pueden informarnos y lo añadiremos en menos de 24 horas. Revisen en portal, quizás su banner pudo haber sido movido de lugar.
Hermanos: 2/20; Élite: 27/50
Últimos temas
» Una sugerencias-Revivir
Dom 22 Mar 2015, 12:29 pm por Sciffer

» Hola a todos, Me presento
Mar 17 Mar 2015, 8:20 pm por Ichigo Kurosaki

» Hola a todos!:D
Lun 16 Mar 2015, 9:50 pm por Ichigo Kurosaki

» Cambio de botón-Elite-La Pluma y la Ficción
Jue 12 Mar 2015, 1:49 pm por Ichigo Kurosaki

» Magnetic {Normal - Nuevo}
Jue 12 Mar 2015, 1:33 pm por Ichigo Kurosaki

» Problema con botón de afiliación élite
Jue 12 Mar 2015, 1:28 pm por Ichigo Kurosaki

» Alternia-Sgrub [CONFIRMACIÓN ÉLITE]
Jue 12 Mar 2015, 12:54 pm por Ichigo Kurosaki

» Deux ex Heros : Nuevo foro de rol futurista [Afiliacion Normal]
Jue 12 Mar 2015, 12:52 pm por Ichigo Kurosaki

» Loving Pets (Afiliación Normal - Confirmación)
Jue 12 Mar 2015, 12:43 pm por Ichigo Kurosaki

» Leek
Lun 09 Mar 2015, 7:30 pm por Thibaut

¿Quién está en línea?
En total hay 2 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 2 Invitados

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 60 el Dom 10 Abr 2016, 7:09 am.

Espiritual

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Espiritual

Mensaje por Fundador SDB el Dom 11 Mayo 2014, 10:55 pm

Razas Espirituales
Shinigami
Los Shinigami (死神, shinigami, significa Segador de Almas o también Dios de la Muerte) son una raza de seres espirituales encargados de mantener el equilibrio en el flujo de almas en el mundo. Poseen altos niveles de energía espiritual, que son capaces de manejar y canalizar de forma innata, y por ello son reclutados desde su juventud (en la mayoría de los casos) sean habitantes del Rukongai o miembros de la nobleza del Seireitei. Como todos los entes espirituales, los Shinigami no pueden ser detectados por los seres humanos normales. Generalmente, usan las Zanpaku-tō, espadas de poderes sobrenaturales que son la manifestación del alma del propio Shinigami, para poder enviar a los Pluses a la Sociedad de Almas y combatir a sus más acérrimos enemigos, los Hollows.

Visión general: Los cuerpos de los Shinigami, por tratarse de seres de naturaleza espiritual, están formados por reishi (partículas espirituales) en lugar de átomos. Esto significa que, al igual que el resto de espíritus, sólo pueden ser vistos por otras entidades capaces de sentir el Reiatsu (energía espiritual) lo que excluye a la inmensa mayoría de los humanos. Aun así, los Shinigami son capaces de influir bastante a su alrededor, y aunque no puedan ser vistos ni oídos, sí son percibidos los rastros de sus encarnizadas luchas.

Los Shinigami son la personificación de la muerte. Su trabajo es localizar y enviar los espíritus de los muertos (llamados Plus ) a la Sociedad de Almas para poder mantener el balance de habitantes entre este mundo y el de los vivos, así como combatir a los Hollow , espíritus malignos que devoran a los Pluses. Para poder realizar ambas tareas los Shinigami cuentan con un arma especial, generalmente con la forma de una katana, denominada Zanpaku-tō, si bien es cierto que no todos los Shinigami la suelen llevar consigo. Adicionalmente, son capaces de realizar poderosos hechizos de muy distinta naturaleza, englobados como Kidō, o moverse a altas velocidades usando Shunpo, aumentando así su desenvoltura en un combate.

Pese a tratarse de almas, los Shinigami pueden ser heridos y morir de la misma forma que los humanos comunes, aunque para ello necesiten heridas mucho más graves que las que jamás podría recibir un ser vivo. Además, por ser capaces de consumir energía espiritual, los Shinigami son almas capaces de sentir además de sed (común a todas las almas) también hambre, por lo que necesitan comer para recuperar sus fuerzas.

El centro de operaciones de los Shinigami se encuentra en la Sociedad de Almas, el mundo donde viven todas las almas humanas. Los viajes entre este lugar y el mundo de los vivos están extremadamente limitados y vigilados, pero algunos Shinigami están distribuidos en el mundo de los vivos para poder llevar a cabo sus labores durante cierto tiempo. No obstante, es un crimen severamente castigado el hecho de que un Shinigami se quede en el mundo de los vivos más de un tiempo límite establecido, decidiendo vivir una segunda vida, por lo que su seguimiento suele ser bastante exhaustivo. Por los comentarios de algunos personajes, se desprende que los Shinigami reciben un sueldo en metálico por su trabajo.

En la actualidad, no todos los Shinigami parecen depender de la Sociedad de Almas. A la existencia de los Shinigami traidores, que han dirigido sus objetivos a combatir precisamente a la propia Sociedad de Almas, se le debe añadir la presencia de otros que viven en el mundo de los vivos tras haber sido exiliados o haber abandonado la Sociedad de Almas o otros conocidos como Shinigami sustitutos. Igualmente, existen unos pocos Shinigami cuyo paradero no es conocido por la mayoría de los personajes que han adquirido poderes de Hollow y se han convertido en unos seres híbridos llamados Visored, más poderosos que los Shinigami comunes, y que sólo parecen ser leales a sí mismos.

Apariencia: El aspecto de la mayoría de los Shinigami es igual al de los humanos, siendo la diferencia más clara sus atuendos algo pasados de moda y, dependiendo del caso, su anticuada forma de hablar. También muestran algunos de ellos colores de pelo o de ojos que no existen entre los humanos normales, pero que no parecen llamar la atención entre el resto de Shinigami. Aunque a un ritmo mucho más lento que el de los humanos o el de almas habitantes del Rukongai , los Shinigami también son susceptibles de envejecer con los años. Sin embargo, algunos de ellos poseen una apariencia menos humana. De hecho, el tamaño del cuerpo de los Shinigami varía mucho más que el de los humanos, existiendo algunos de ellos que son verdaderos gigantes (como por ejemplo los cuatro encargados de custodiar los accesos al Seireitei) y otros de muy corta estatura que sin embargo se desenvuelven de la misma forma que el resto en el campo de batalla (como Yachiru Kusajishi, que incluso es Subcapitana de la 11ª División). Las variaciones entre unos y otros Shinigami no se dan tan sólo en las estaturas, llegando a ser Sajin Komamura, Capitán de la 7ª División, un caso extremo en toda la Sociedad de Almas, por su apariencia canino-antropomórfica.

Entrenamiento: Para llegar a ser Shinigami, un requisito imprescindible es poseer ciertos niveles de poder espiritual que no se pueden desarrollar de forma alguna si no se tiene cierta predisposición innata a ellos. El camino por el que pasan casi todos los Shinigami es por un aprendizaje en la Academia Shinigami, una escuela de seis cursos en las que se enseña a los estudiantes a manejar su energía espiritual apropiadamente, luchar contra los Hollows, rudimentos de Kidō y cómo llevar a cabo un Entierro/Funeral del Alma (proceso por el que se envía un Plus a la Sociedad de Almas). Aunque la fecha exacta de su fundación no ha sido especificada, se sabe que el creador de la Academia fue Shigekuni Yamamoto-Genryūsai, 2217 años atrás.

Combate: La purificación de los Hollows es una tarea muy peligrosa, ya que la mayoría de estos seres malignos no son simples monstruos sin mente y sedientos de devorar más y más almas, sean Pluses, humanos aún vivos o Shinigami. Los Hollows que poseen cierta consciencia humana e inteligencia son incluso más peligrosos, llegando a ser unos adversarios temibles para la mayor parte de los Shinigami por mostrar diferentes tretas y poderes especiales con los que evitan ser derrotados y poder capturar a tan suculentas presas. Teniendo estos hechos en consideración, los Shinigami han debido de superar exhaustivos entrenamientos para derrotar a los Hollows y protegerse tanto a sí mismos como, aún con mayor prioridad, al resto de las almas de ser devorados.

Shinigami sustituto: Un Shinigami sustituto es una persona que ha llegado a ser Shinigami por recibir los poderes traspasados por otro Shinigami, o ha seguido un proceso más arduo y arriesgado para ser transformado en uno de ellos. Cuando un Shinigami decide transferir sus poderes a otro ser debe atravesar con su Zanpaku-tō el pecho del objetivo, aunque debe enfrentarse a un porcentaje de éxito bastante bajo. En caso de conseguirlo, lo normal será que la persona reciba sólo la mitad de los poderes del Shinigami original, y de forma temporal. Sin embargo, en el caso de Ichigo Kurosaki, debido a su enorme poder espiritual innato, absorbió todos los poderes de Rukia, y de forma permanente. Esta práctica está terminantemente prohibida por la Sociedad de Almas , ya que puede dar lugar a un Shinigami de gran poder que no reconozca la autoridad de la Sociedad de Almas , y sólo se emplea en casos de extrema necesidad.

El otro método de llegar a ser un Shinigami es incluso más peligroso, y sólo accesible para las personas con un poder espiritual bastante por encima de la media. En el primer paso, el alma debe ser forzada a abandonar su cuerpo, mediante la ruptura de la Cadena del Destino (esto es, de hecho, matar a la persona que debe convertirse en Shinigami). Seguidamente, el objetivo debe acostumbrarse a controlar su cuerpo espiritual, para finalmente ser expuesto a una situación límite de la que sólo pueda escapar empleando su energía espiritual. Para lograr algo así, aquel que desee ser Shinigami debe comunicarse con el espíritu de su Zanpaku-tō, que ha permanecido dormido en las profundidades de su almas hasta ese momento, y encontrar su propio Lazo Espiritual. En caso de no tener éxito en este proceso, la persona acabará convirtiéndose a pasos agigantados en un Hollow , pero si lo consigue llegará a ser un Shinigami y desarrollar, a un mismo tiempo (o así ocurrió en el caso de Ichigo) el shikai de su Zanpaku-tō.

Según Jūshirō Ukitake, a lo largo de la historia han existido algunos ejemplos de Shinigami sustitutos, uno de estos, y mas concretamente el primero fue Kūgo Ginjō . Cuando la Sociedad de Almas consiente en que los Shinigami sustitutos ejerzan sus funciones, se les da un sello de permiso especial, para que pueda ser identificado por otro Shinigami, así como para detectar la proximidad de Hollows y poder acceder de forma rápida a su aspecto de Shinigami, sin necesidad de la ayuda de un Shinigami auténtico.
Visored
Los Visored (仮面の軍勢 (ヴァイザード), kamen no gunzei (vaizādo); lit. Ejército Enmascarado), a veces llamados Vizard (Vaizard), también conocidos como "Soldados Enmascarados", son un grupo de Shinigami que han obtenido poderes de Hollow, y que debido a esto les han expulsado de la Sociedad de Almas, aunque algunos fueron reintegrados. El nombre proviene de una palabra inglesa, que se refiere a las viseras protectoras en los cascos medievales antiguos.

Historia: Se puede decir que son lo opuesto de los Arrancar. Los Visored son Shinigami que obtienen poderes de Hollow mientras que los Arrancar son Hollows que obtienen los poderes de un Shinigami. Además, los Visoreds tienen que extraer la esencia de su Hollow interior mientras que la mayoría de los Arrancar nacen gracias al Hōgyoku, por lo que el proceso para ser Visored es más difícil, doloroso y peligroso.

Características: Para usar sus poderes de Hollow hacen surgir una máscara de hueso como la de estos monstruos. Además, los Visored poseen un completo control de su Hollow interior. Estando con la máscara son capaces de usar técnicas de Hollow como el Cero. Estas técnicas están penadas por la Sociedad de Almas, lo que provoca que los Visoreds estén proscritos y no se den a conocer, a pesar de que podrían ser útiles para ésta.

En palabras de Sōsuke Aizen, el hecho de combinar dos espíritus que son opuestos hace que los límites del poder sean mucho mayores. Sin embargo, al contrario que los Arrancar, la manera de obtener este poder es mucho más complicada. Al ser necesario vencer a su parte de Hollow en el mundo interior de los Shinigami, si se pierde, el aspirante se convertirá en Hollow al tomar esta parte el control. Para poder mantener la máscara, y con ella el poder del Hollow, es necesario pasar un entrenamiento.

Formas de crear un Visored:
Proceso 1: Este proceso se basa enteramente en la fuerza de voluntad de un alma normal, aunque con la intención de ganar poderes Shinigami o convertirse en un Hollow. Convertirse en un Visored es un acontecimiento extremadamente raro de este proceso. Cuando la cadena de espíritu del sujeto es completamente erosionada es sometido a la transformación normal de un Plus en un Hollow. La diferencia significativa es que normalmente, cuando un Plus se transforma en un Hollow, su forma y espíritu son destruidos y se reconstituye en la nueva forma, monstruosa. La transformación del sujeto estaba completamente fuera de secuencia, con la máscara de Hollow formándose primero, mientras que el resto de su cuerpo sigue manteniendo su forma humana (mostrando que podria estar resistiéndose a la transformación). El sujeto entra en un mundo interior en el que se ve obligado a encontrar su fuerza espiritual en una pequeña cantidad de tiempo, por pura coincidencia, lo hace, pero justo a la mitad de su transformación en Hollow. Por lo tanto, es ese momento singular que permite al sujeto a ganar los dos poderes Shinigami y Hollow, al mismo tiempo.

Proceso 2: No está claro cómo los otros Visored lograron su estado actual. Lo que se sabe es que Sōsuke Aizen fue fundamental en el proceso de Hollowfication (aunque si sabía de todo el potencial de los resultados se deja al ser interrogado). Este proceso se utiliza parece extenderse como una forma de la posible infección a través de heridas, que tiene los efectos deseados sobre las almas con el alto nivel de energía espiritual con respecto a las almas con bajo nivel de energía espiritual. Haciendo que las que afectaron a la enfermedad y el cansancio hasta que vomitar un líquido blanco que se forma el comienzo de su máscara Hollow, que luego procede a transformar sus cuerpos y deformación de sus mentes. Aparte de eso todo lo que se conoce es que el proceso es acelerado por las emociones agresivas. El resultado concluyente hace un Shinigami principalmente en un Hollow como humanoide, que es una transformación muy inestable causando la estupidez y la agresión.

Proceso 3: El Hōgyoku según Aizen permite a un Shinigami usar los poderes Hollow (presumiblemente en relación con la creación Visored), pero sólo se ha demostrado haciendo lo contrario (la creación del Arrancar).
Arrancar
Los Arrancar (破面, アランカル, arankaru, lit. Mascara rota) son Hollows que se han arrancado su máscara y han obtenido poderes de Shinigami. Al tratarse de seres espirituales, no pueden ser vistos ni percibidos por los humanos normales, y sólo son detectados por el resto de espíritus o por los vivos con ciertos poderes.Tras la traición del Capitán Shinigami Sōsuke Aizen y su partida al Hueco Mundo, los Arrancar se han convertido en la más evidente contrapartida de los Shinigami, al poder combatir también con una Zanpaku-tō.

Visión general: Pocos Hollows tienen el potencial de arrancarse sus máscaras, e incluso si son capaces de hacerlo el cambio puede no ser muy importante. Básicamente, sólo los Hollows del tipo vasto lorde son los únicos que llegan a convertirse en Arrancar con un evidente cambio y un aumento de poder que deba ser tenido en cuenta. Aunque la Sociedad de Almas ha tenido noticias de los Arrancar naturales desde mucho tiempo atrás, sólo tras la traición de Aizen el proceso de Shinigamificación (entendido como tal a convertir un Hollow en Arrancar) se ha extendido y se ha perfeccionado considerablemente, gracias a la acción de la Hōgyoku. Este artefacto, creado por Kisuke Urahara es capaz de romper la barrera entre Hollows y Shinigami al ser activado por reiatsu muy potentes (del orden del doble a un Capitán convencional) y permitir la existencia de híbridos entre ambas razas, por lo que Aizen lo ha usado para aumentar los niveles de los Arrancar existentes y crear otros nuevos, mucho más poderosos que los Arrancar naturales.

Al contrario que los Hollows, los Arrancar tienen una forma humanoide. Al convertirse en Arrancar, las posibilidades de que un Hollow adquiera una forma humana se incrementan con su inteligencia, y sólo los Vasto Lorde tienen un 100 % de probabilidad de conseguirlo. Esta nueva forma retiene los recuerdos Hollow, así como algunos restos residuales de su pasado, como son la presencia de fragmentos de la máscara Hollow y los agujeros propios de esta raza, si bien es cierto que pueden cambiar de localización y disponerse en otras zonas del cuerpo diferentes a la cara y al tórax, respectivamente. Mientras que algunos Arrancar muestran claramente estos elementos que delatan su origen Hollow, otros prefieren disimularlos según diversos ardides.

Además de adquirir tamaño y forma humanoide en la mayoría de los casos, los Arrancar también obtienen una Zanpaku-tō. Sin embargo, las Zanpaku-tō de los Arrancar no son fragmentos del alma, como ocurre con los Shinigami, ni pueden considerarse entes vivos, sino que son simples recipientes de la forma Hollow "verdadera" de su usuario. En su forma sellada, estas Zanpaku-tō suelen tener también forma de katana, aunque existen numerosas excepciones, y en algunos casos ni siquiera son armas de filo, algo que no ocurre con las Zanpaku-tō de los Shinigami. Así, las liberaciones de los Arrancar son simplemente una restauración temporal de sus poderes como Hollow y la recuperación de algunos de los elementos de su antiguo aspecto. El acto de liberar una Zanpaku-tō Arrancar es llamado resurrección, y se realiza pronunciando un comando de activación seguido del nombre del arma, de forma similar a como ocurre con el shikai de los Shinigami. El nivel de estas liberaciones depende directamente del nivel del propio Arrancar, y puede llegar a equipararse al bankai de los Capitanes Shinigami en el caso de los Espada. Los Arrancar menos poderosos son incapaces de sellar el exceso de poder en una Zanpaku-tō, mientras que otros prefieren tenerlo constantemente liberado, como ocurre con Iceringer y Demōra.

Apariencia: Como ya se ha dicho, el aspecto de los Arrancar es humanoide, en mayor o menor grado. Como ocurre con los Shinigami, los Arrancar lucen colores de pelo y de ojos que no existen entre los seres vivos, si bien es cierto que estos casos son más frecuentes entre los Arrancar. No obstante, los Arrancar no envejecen con el tiempo, algo que los diferencia de los Shinigami, y ni siquiera tienen edad. Su apariencia no tiene nada que ver con sus verdaderos años de vida. Los Arrancar que sirven a Tier siguen un patrón común en sus vestimentas, radicalmente opuestas al uniforme Shinigami. Así, llevan una chaqueta y un hakama de color blanco, junto con una faja sash negra y sandalias, mas presentando estandarizaciones mucho más importantes que las de sus oponentes e incluso algunos de ellos vistiendo prendas radicalmente diferentes a las del resto. Curiosamente, muchos de los Arrancar siguen considerándose Hollows, aunque sean seres racionales y con una inteligencia mucho más desarrollada. No obstante, se ven sujetos a emociones generalmente negativas, demostrando ser seres orgullosos, crueles, ambiciosos, arrogantes e impulsivos, en la mayoría de los casos.
Hollow
Un Hollow (虚(ホロウ), horō ?, lit. Hueco, Vacío en algunas traducciones) es una criatura que se origina a partir de los Plus o almas de los muertos que, por diferentes razones, no van a la Sociedad de Almas y permanecen en el mundo de los vivos durante demasiado tiempo.
Son espíritus que se han corrompido y han llegado a convertirse en entes malignos, con poderes sobrenaturales, que les permiten devorar las almas de los humanos, vivos o muertos. Aunque los Hollows habitan en el Hueco Mundo, siempre que lo desean pueden aparecer en el mundo de los vivos o en la Sociedad de Almas, lo que les ha convertido en una amenaza continúa de la que nunca se han de olvidar los Shinigami.

Descripción general: Los Hollow son Pluses (almas de humanos fallecidos) que pierden su corazón al caer en la desesperación o permanecer en el Mundo Humano durante demasiado tiempo. En el anime, los espíritus no humanos también pueden transformarse en Hollows. Todo espíritu que no es guiado a la Sociedad de Almas por un Shinigami a través de un entierro de Alma puede llegar a descender a un Hollow.

Proceso de transformación: La mayoría de los fantasmas en paz; van a la Sociedad de Almas después de sus muertes. Algunos, sin embargo, prefieren la estancia en el mundo de los vivos para cumplir ciertas metas, como cuidar a un ser querido, la protección de un lugar determinado, o buscar un rencor desde más allá de la tumba. Sin embargo, con sólo una capacidad limitada para interactuar con los vivos, y, por definición, vinculada a sus objetivos, muchos fantasmas descubren que no pueden hacer frente a sus seres queridos cuando se mueven o viejos enemigos que les hayan olvidado.

En este punto, algunos se convertirán en seres obsesionados con el cumplimiento de esos objetivos, aunque los medios para cumplir con ellos hacen que el alma se vuelva vacía, por ejemplo, matar a cualquiera que se acerque a un ser querido, con el fin de evitar que se le haga daño a esa persona. De este modo, los hilos fantasma se transforman en un hueco e, irónicamente, a menudo hace que conviertan a su obsesión en su primera víctima. Esto se puede evitar si un Shinigami da al alma un entierro de alma antes de que descienda en un Hollow.

El proceso por el que pasa un alma para que se convierta en un Hollow toma generalmente un año o menos, el reflejo de esto se determina en la longitud de la Cadena del Destino (因果の鎖, Inga no kusari ?), que reside en el centro de su pecho. La cadena del destino se corroe lentamente con el tiempo, lo que refleja la degradación de las relaciones del alma con el mundo viviente. El proceso puede ser acelerado en determinadas condiciones, tales como el ataque de un Hollow, lo que resulta de la desesperación extrema o mediante el uso de ciertos poderes espirituales. Cuando la cadena se desintegra por completo, el alma comienza a deformarse y se convierten en un Hollow cuando se abre un agujero en el pecho, donde se adjunta la cadena (lo que significa que han perdido su corazón).

Tendencia: Una vez que un alma se convierte en un Hollow, es impulsado por un hambre insaciable y eterna a devorar otras almas, sean de vivos o muertos, para llenar el vacío causado por su descenso. Mientras que su obsesión principal a menudo se convierte en su primer objetivo, la mayoría de los Hollows eventualmente se convertirán en seres sin sentido que se dedican sólo a buscar las almas más potentes para devorar.

Los Hollows malvados son a menudo los más fuertes y suelen ser capaces de retener una parte de su inteligencia en forma de Hollow, haciéndolos más peligrosos que un Hollow ordinario. Si bien la mayoría de los Hollows son malévolos, o al menos seres carentes de sentido, por lo menos unos pocos no lo son. También pueden al menos parcialmente, ser capaces de ejercer cierto grado de camaradería y la lealtad

Aspecto: Los Hollows varían muy ampliamente en apariencia y habilidades. Sus rostros generalmente están ocultos por máscaras de forma extraña, que asemeja a un cráneo. Estas máscaras se forman para proteger el instinto desnudo que queda en un ser después de la pérdida de su corazón, y de alguna manera es la forma tangible de la locura del Hollow. Las máscaras de distintos Hollows pueden diferir mucho en sus formas y tamaños, pero siempre son blancas y con forma de una calavera. Las máscaras también ocultan la identidad original de los Hollows. La máscara puede ser destruida, para que el Hollow recupere temporalmente su identidad original, pero estas máscaras se regeneran después de un corto período de tiempo una vez que el Hollow se hace cargo de nuevo.

Los Hollows tienen una amplia variedad de características físicas y competentes, y algunos de ellos nunca tienen el mismo aspecto (los pocos que lo hacen son a menudo clones). En términos de apariencia, los Hollows pueden variar en apariencia de un peluche (como los mamíferos) a través de lagartija en favor de un demonio. Los Hollows también varían en tamaño, aunque tienden a ser bastante coherentes entre las diversas clasificaciones de Menos. En Hueco Mundo, algunos Hollows son más grandes que las mascotas comunes. La mayoría de los Hollows comunes tienen aproximadamente el doble del tamaño de un humano adulto, aunque esto puede variar según su clasificación.

Destrucción: Los Hollows son usualmente asesinados por la división de su máscara y la cabeza en dos, pero la mayoría de las heridas que serían fatales para un ser humano se convierten en la manera más efectiva de eliminarlos.

Cuando esto se hace por la Zanpaku-tō de un Shinigami, el Hollow no muere realmente, su espíritu se purifica de los pecados que hayan cometido como un Hollow. Esto permite que el espíritu pueda entrar en la Sociedad de Almas como un Plus. Pero en caso de que un Hollow haya cometido grandes pecados, como uno mortal (tales como asesinar), su purificación convocará a las puertas del Infierno, a través de la cual el alma se arrastra a su castigo.

Cuando un Hollow es asesinado por un Quincy o por otro ser que no purgue, su existencia es borrada por completo (es de suponer, su cuerpo se convierte en espíritu de partículas que se dispersan después), que tiene efectos potencialmente desastrosos en el equilibrio espiritual de los mundos.

© Creado por Theta Sigma
avatar
Fundador SDB

Zenis : 50
Mensajes : 108
Fecha de inscripción : 18/04/2013
Edad : 29
Localización : -
Masculino


Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.